Saltar al contenido

Frases sobre la inclusión

Frases sobre la inclusión
Frases sobre la inclusión
La inclusión es sinónimo de empatía social, ya que es un término pedagógico que surge del conocimiento de las diversas necesidades de los individuos de una sociedad y de la necesidad de que sean aceptados con sus diferencias y heterogeneidad.

La inclusión es una fuerza ligada al respeto y la tolerancia que puede enriquecer enormemente a una sociedad.

Frases sobre la inclusión

Incluir no es dejar entrar, es acoger.

Cualquier persona es más que una etiqueta. Respétame. Respétate a ti mismo.

Buscando el bien del prójimo, encontramos el nuestro.

Todo bien comienza sin barreras.

Nadie puede volver atrás y nacer de nuevo. Pero cualquiera puede empezar ahora a crear un nuevo final.

Muchos de nuestros sueños parecen primero imposibles, luego parecen improbables, y luego, cuando despertamos nuestra fuerza de voluntad, pronto parecen inevitables.

La desigualdad social es más violenta que cualquier protesta.

¿Qué recursos tienen los niños con necesidades especiales? ¿se desarrollan suficientes actividades en las que cada alumno se sienta implicado y actuado? ¿el sistema educativo enseña realmente la importancia de la tolerancia y la igualdad?

Hay que enseñar a los niños cómo pensar, no qué pensar.

La educación es el arma más poderosa que se puede utilizar para cambiar el mundo.

La educación es una cuestión de clase y no de dinero. Siempre ha habido gente con clase y clases de gente.

En la educación especial se hace demasiado hincapié en el déficit y no en la fuerza.

El conocimiento es el tesoro, pero la práctica es la clave del tesoro.

Lo que importa no es lo inteligente que seas. Lo que realmente importa es lo inteligente que eres.

Entrada Relacionada:   Cartas de amor eterno

Dime y me olvido, enséñame y me acuerdo, involúcrame y aprendo.

Si un niño no puede aprender de la forma en que le enseñamos, quizás debamos enseñarle de la forma en que aprende.

Educar la mente, sin educar el corazón, no es educar en absoluto.

Que todos seamos diferentes, es lo normal.

Poner la mente en ello. A menudo, la dedicación nos lleva a donde queremos ir.

Hay un plan y un propósito, un valor para cada vida, independientemente del lugar, la edad, el género o la discapacidad.

Si lo has conseguido una vez, puedes volver a hacerlo.

Todos los niños pueden aprender, pero no al mismo tiempo ni de la misma manera.

Intenta siempre ser la mejor versión de ti mismo.

Has venido a esta vida para dos cosas: aprender y ser feliz.

Cuando te caigas, vuelve a ponerte en pie. En eso consiste la vida.

Eres una estrella brillante en medio de la noche, junto a un millón de otras hermosas estrellas.

Hay que hacer más hincapié en lo que un niño puede hacer que en lo que no puede hacer.

Si te ríes de un niño que es diferente, él se reirá contigo, porque su inocencia supera tu ignorancia.

Habilidades diferentes: ¡nuestra fuerza!

Di lo que piensas, haz lo que sientes.

Los niños especiales no esperan ser curados, sino comprendidos.

Cuando dejamos que nuestra propia luz brille, inconscientemente damos permiso a otras personas para que hagan lo mismo.

Nadie es como los demás. Ni mejor ni peor. Es otra persona.

El mundo es un rompecabezas cuyas piezas cada uno de nosotros ensambla de manera diferente.

Entrada Relacionada:   Imágenes originales

La belleza del universo no es sólo la unidad de la variedad, sino también la diversidad en la unidad.

Muchas personas pequeñas, en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas, pueden cambiar el mundo.

Creo firmemente que el respeto a la diversidad es un pilar fundamental para erradicar el racismo, la xenofobia y la intolerancia.

Diversidad: el arte de pensar de forma independiente, todos juntos.

Ni más ni menos. Sólo personas especiales, como tú.

No se trata de tener el derecho a ser iguales, sino de tener el mismo derecho a ser diferentes.

En la diferencia está la igualdad.

Las diferencias nos enriquecen, ¡como Avecrem!

Generalizar siempre es un error.

No hay educación si no hay una verdad que transmitir, si todo es más o menos cierto, si cada uno tiene su propia verdad igualmente respetable y no se puede decidir racionalmente entre tanta diversidad.